el P. Luis Gutiérrez, párroco de Lourdes, compró al sr. Juan Días un lote grande detrás de la pequeña Ermita de madera y muy deteriorada que tenía la comunidad de Granadilla Norte de Curridabat.  En vez de reparar la ermita decidió que era mejor construir una nueva.  El dinero lo aportó la parroquia de Lourdes y tuvo un costo de 30,000 colones.  Los planos de esta iglesia los regaló el arquitecto don Carlos Rechnitz.